Adventura Adventura
Paquete Familiar Paquete Familiar
Paquete de Fotografía Paquete de Fotografía
Cultura y Sociedad

-La prehistoria de la Península de Osa es indistinta y puede ser el mejor pedazo de la historia, sin embargo es incompleta por el saqueo arqueológico de tumbas y de los pocos sitios de los reales amerindios de la región que se han descrito de las excavaciones. La historia americana nativa de América Central es un conjunto documentado no muy riguroso y parece que lo que predominó fueron las tribus nómadas que gustaban poco del imperio y de las trampas de la civilización. Considerando el sitio arqueológico de La Pitahaya  en la Bahía de Chiriqui de la costa de Panamá sugiere que la agricultura del maíz era fundamental para la ocupación amerindia de esta parte cercana a la costa panameña, esto no es evidente para los sitios arqueológicos de Golfo Dulce y Osa que indiquen la practica de esta agricultura.

-Parece que los amerindios de Osa podían haber subsistido totalmente de la caza, la recolección y la pesca costera. Sin embargo, algunas de las curiosidades históricas de la región incluyen el famoso Diquis, las esferas del Térraba. Estas esferas se han encontrado alrededor de todo el golfo y en abundancia en la Isla del Caño, la cual fue utilizada exclusivamente para servicios funerarios de los amerindios. La amplia difusión de las ámbitos de la región sugiere que las alianzas entre los semi agrícolas Diquis hizo, que las tribus nómadas de la zona de Osa y Coto fueran cada vez mas pequeñas. El Diquis parece haber sido la principal potencia regional, para disfrutar de los beneficios comerciales de las tribus costeras, se centró en la pesca probablemente para realizar el intercambio de productos agrícolas procedentes de la zona.

-Además de las misteriosas esféras, precisan su importancia el hecho de que siguen eludiendo a los arqueólogos y nadie sabe lo que son ni para que son. Pero aquí se sabe que son perfectamente esféricas, son de roca y su tamaño varia desde los 8 centímetros hasta los dos metros de diámetro, tampoco se sabe cual fue la tecnología empleada para la fabricación y el transporte de las esferas, también hubo una tecnología relativamente avanzada que se utilizo para la fundición del oro, la cual era conocida por el pueblo amerindio de Osa y la cual se utilizaba para crear figuras animales, seres humanos y seres andrógenos. Las tumbas descubiertas estaban llenas de adornos de oro, de collares, de figuras y de placas. Además, también se ha registrado un activo comercio de estas figuras desde su primer descubrimiento. El oro en la sociedad prehistórica desempeñó un papel prominente en la interacción de la humanidad con el medio ambiente de Osa de los primeros tiempos.
Planeta Corcovado
Contact us!
La ciudad de Santo Domingo aparece en las primeras cartas náuticas donde hoy se encuentra Puerto Viejo, a donde los viajes en kayak a través del manglar se dan hoy en día. Santo Domingo fue devastado por un tsunami a finales del siglo XIX, y el cementerio del pueblo no fue desintegrado completamente por la selva, todavía puede ser visitado hasta el día de hoy. La ciudad se traslado al interior de la locación aproximada de lo que hoy es La Choza del Manglar, solo para encontrar un lugar mas alto que en la actualidad. Una cadena de mala suerte y tal vez para abrazar el futuro, la ciudad cambió su nombre en honor del presidente que los visito por primera vez. El resto es historia.
En el siglo pasado, la Estacion del Centro Operativo Sirena, funcionaba como una tienda de abarrates para aquellos pobladores de antaño, quienes tenian que desplazarse casi un dia de camino para hacer sus compras. Ademas, la ganaderia y la agricultura eran la faena tipica de los lugareños.

Estacion Sirena/Parque Nacional Corcovado.
-El primer descubrimiento de la Península de Osa fue en 1515, el cual fue realizado por el consejo Europeo a mano de los españoles Hernán Ponce y Bartolomé Hurtado. En un rápido informe su patrón Gil González Dávila cuenta que en su misión hacia Panamá por tierra descubre Nicaragua. En la Península de Búrica, González estableció una alianza con un cacique local llamado Osa, por el cual esta Península lleva este nombre. Dávila Regreso con vida al viejo mundo y acuñó el nombre de Costa Rica. La otra lumbrera europea del siglo XVI que supuestamente revolvió las aguas de las costas de la Península de Osa fue el flagelo principal de los europeos, un corsario ingles y explorador, Sir Francis Drake. El habría enterrado un tesoro en algún lugar a lo largo de la costa, en 1569. La meca del turismo de Bahía Drake, al norte del Parque Nacional Corcovado es testimonio en su nombre a la legendaria fama del pirata que visitaba la zona. Nadie ha reivindicado aun su tesoro, ni tres hordas que se ocultan en la Isla del Coco, específicamente 400 kilómetros al oeste.

     En el siglo XIX la Península de Osa, es un reconocido exilio de los refugiados políticos que huyen de prisión a otras circunstancias indeseables, cerca de Panamá. La concepción popular que se tiene ahora de Osa que fue una colonia penal en la que los delincuentes y otros inadaptados sociales que se refugiaron en sus costa, pero este no es realmente el caso ya que las personas que huyeron de la justicia a su acusación eran perseguidos, puesto que la población humana de Osa en sus primeros días, era un compuesto aislado de avanzados cazadores - recolectores, hombres salvajes, sin ley que subsistían a base de carne de animales silvestres que ellos cazaban, así como de frutos nativos que recolectaban y de mariscos. En respuesta de un creciente numero de inmigrantes de Panamá, el presidente de Costa Rica de la época envió una misión de colonos para competir con los inmigrantes y da la facultad de subvenciones de tierra para la producción ganadera. Se dieron generosas donaciones de tierras por decreto presidencial que patrocino la primera ola de desarrollo en la península, que consistía en la destrucción de decenas de miles de hectáreas de tierras bajas de bosque tropical  para convertirlos en pastos para el ganado.

     En los primeros tiempos el ganado era el rey en la península y algunos de los barones ganaderos eran los que ponían ley y orden en la península y demás servicios del gobierno. La lejanía y la dificultad del medio ambiente mantuvieron en un remanso a Osa hasta finales del siglo XIX. La ciudad de Santo Domingo aparece en las primeras cartas náuticas donde hoy se encuentra Puerto Viejo, a donde los viajes en kayak a través del manglar se dan hoy en día. Santo Domingo fue devastado por un tsunami a finales del siglo XIX, y el cementerio del pueblo no fue desintegrado completamente por la selva, todavía puede ser visitado hasta el día de hoy. La ciudad se traslado al interior de la locación aproximada de lo que hoy es La Choza del Manglar, solo para encontrar un lugar mas alto que en la actualidad. Una cadena de mala suerte y tal vez para abrazar el futuro, la ciudad cambió su nombre en honor del presidente que los visito por primera vez. El resto es historia.
Las esferas de piedra construidas con granito en su mayoría, datan de casi unos 2000 años de antiguedad; y su razón de existir es aún un misterio, y un reto para los arquéologos.
Aunque se dan hallazgos de algunas esféras en todo el mundo, en Costa Rica se encuentran la mayoria de ellas.
Skype (506) 6024-6457
Corcovado Natural Nature Tours.
Bahía Drake, Osa Península.
Costa Rica - 2010
All rights reserved Corcovado Natural©

www.corcovadonatural.com